Blason de L’Évangile

Pomerol

El nombre del Second Vin de L’Évangile se remonta a la época en que los caldos que no se usaban para la elaboración del Grand Vin eran vendidos sin más identificación que el escudo de las familias que se fueron sucediendo en la propiedad del château. A pesar de ser elaborado a partir de las mismas variedades y presentar características similares al Grand Vin, el potencial de guarda de Blason de L’Évangile es menor debido a su paso más breve por barricas. Debe, por tanto, consumirse antes que el Château.

Blason de L’Évangile Pomerol

Cosechas

  • Cosecha 2015

    • 61 % Merlot
    • 39 % Cabernet Franc

    Un año de condiciones ideales. Luego de un invierno bastante templado, el viñedo inició su ciclo vegetativo a comienzos de abril. La primavera trajo temperaturas agradables y una que otra lluvia. La floración fue rápida y homogénea, lo que hizo presagiar una abundante cosecha. En verano, las temperaturas superaron con creces el promedio de julio, con algunos chubascos muy oportunos que dieron tregua al viñedo. El mes de agosto fue muy caluroso, prolongándose el buen tiempo hasta el mes de septiembre. Las lluvias acaecidas justo antes de la vendimia permitieron a las uvas alcanzar una perfecta madurez, haciendo de esta cosecha algo excepcional.

    NOTAS DE CATA (al momento del embotellado) 

    Color denso y profundo con reflejos violeta. Nariz agradable, marcada por frutos negros. Al airearlo, el vino desprende notas de guinda y moka. Ataque en boca delicado, firme y elegante.  El paladar amplio y equilibrado conduce a un final persistente gracias a la madurez de taninos de esta cosecha excepcional.

  • Cosecha 2014

    • 93% Merlot
    • 7% Cabernet Franc

    Gracias a un invierno lluvioso y de temperaturas moderadas, el ciclo vegetativo se inició dos semanas antes de lo habitual en Bordeaux, por lo que la brotación se produjo en una fecha bastante inusual, es decir, a mediados de marzo. Abril fue caluroso, sin embargo, mayo se presentó bastante húmedo y frío, con excepción de algunos días en que las temperaturas aumentaron significativamente. Una floración sin contratiempos a comienzos de junio permitía ya augurar una cosecha temprana y de excelente calidad. No obstante, el ritmo de avance logrado gracias a las condiciones climáticas anteriores se vio frenado como resultado de una alternancia de lluvias y días calurosos en el mes de julio y de días nublados y bastante fríos en agosto. El verano indio que se instaló hacia fines de agosto trajo consigo días calurosos y ausencia de lluvias que se prolongaron hasta fines de octubre.  De hecho, el mes de septiembre fue el más caluroso en casi un siglo.
    La cosecha obtenida es de excelente calidad gracias a las temperaturas inusualmente altas y las favorables condiciones que permitieron que las uvas alcanzaran un óptimo nivel de maduración durante septiembre y octubre.

    Notas de cata (al momento del embotellado):

    Esta cosecha es uno de los grandes logros de L’Évangile. Aromas intensos marcados por notas a tostado, vainilla y fruta fresca, seguidas de toques de frutos negros con carozo.
    En boca se aprecia gran intensidad, con taninos densos, sedosos y maduros. El final es largo, potente y persistente.

  • Cosecha 2013

    • 92 % Merlot
    • 8% Cabernet Franc

    El 2013 fue un año complicado que exigió de redoblados esfuerzos de la parte de viñateros y del personal de bodega. El año se inició con temperaturas bajas que afectaron la floración y disminuyeron sustancialmente la producción como resultado de una diversidad de problemas de cuaja y corrimiento. Al llegar el verano, se registraron temperaturas muy elevadas (superiores a los 43ºC) y fuertes tormentas que afortunadamente no tuvieron consecuencias negativas para nuestros viñedos. A pesar de los fenómenos climáticos, las uvas maduraron rápidamente y desarrollaron un buen grado de densidad. Desde fines de la primera semana de septiembre, la meteorología estuvo marcada por una alternancia de calor y tormentas de lluvia.

    NOTAS DE CATA (AL MOMENTO DEL EMBOTELLADO)

    Color negro, profundo, con reflejos violeta. En nariz se aprecian aromas a frutos rojos como grosella, acompañados de notas de moka. En boca, el ataque es franco y los taninos densos y equilibrados. El paladar es amable y untuoso gracias a la madurez de sus taninos. El final redondo y la imponente carga tánica dan vida a un vino para recordar.

  • Cosecha 2012

    • 67% Merlot
    • 33% Cabernet Franc

    Un año complejo con una verdadera montaña rusa de emociones. El inicio del año vitícola fue difícil como resultado de periodos de bajas temperaturas e intensas precipitaciones que afectaron la floración y disminuyeron sustancialmente la producción. A principios y mediados del verano se registraron días soleados, aun cuando las lluvias fueron abundantes. Afortunadamente, el verano y las altas temperaturas se instalaron en agosto y septiembre, lo que permitió que las uvas alcanzaran un buen grado de madurez y un desarrollaran un interesante potencial. Si bien las labores de la vendimia debieron prolongarse por tres semanas producto de un frente lluvioso, el resultado final fue satisfactorio.  

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Color profundo, bien definido y con reflejos violeta. En nariz se aprecian aromas a frutos rojos como frambuesa y grosella, acompañados de notas de pan tostado. El ataque es franco y los taninos amplios y equilibrados. El paladar es muy sedoso gracias a la madurez y al cuerpo de los taninos. El final es afrutado, si bien los taninos tienen la última palabra.

  • Cosecha 2011

    • 40% Syrah
    • 30% Mourvèdre
    • 20% Grenache
    • 10% Carignan

    La temporada 2011 se inició con un invierno frío, un marcado déficit de precipitaciones y algo de sol. A diferencia de otras regiones vitivinícolas de Francia, en Languedoc las lluvias se sucedieron a intervalos regulares durante la primavera. Las agradables temperaturas aceleraron el crecimiento vegetativo, con lo cual las uvas maduraron a comienzos del verano con aproximadamente 15 días de anticipación respecto de la fecha habitual. No obstante, los periodos de frío registrados en junio y julio acabaron con esta ventaja acumulada antes del inicio del verano. Las lluvias del verano ayudaron a mantener las reservas hídricas necesarias para el buen desarrollo de los procesos de envero y maduración. La vendimia 2011 se llevó a cabo en el marco de un otoño excepcionalmente caluroso.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Hermoso color púrpura oscuro y profundo. Si bien la nariz todavía se muestra un tanto discreta, despliega notas de frutos negros que se funden con la vainilla proveniente del paso por barrica. Ataque suave y de buen volumen. Buena concentración con taninos sedosos y elegantes. Las notas de regaliz se mezclan con los frutos rojos y las especias del Syrah. Final persistente con una agradable sensación de frescura. Alcanzará su máxima expresión en 2013-2015.

  • Cosecha 2010

    • 89% Merlot
    • 11% Cabernet Franc

    Luego de un invierno cargado de humedad, el buen tiempo de comienzos de abril trajo consigo condiciones ideales: clima cálido y seco, reservas de agua garantizadas por lluvias esporádicas registradas en junio y septiembre y elevadas temperaturas combinadas con noches frescas que hicieron posible la lenta maduración de la fruta.
    Tanto los Merlot como los Cabernet lograron así una calidad notable, si bien su rendimiento fue un tanto menor que en años anteriores producto de la escasez de precipitaciones que dominó los meses de verano. Una cosecha de gran calidad, excelente grado de madurez y taninos muy expresivos.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Color intenso, negro y profundo. Nariz fresca y afrutada, con notas de frambuesa, cereza, grosella negra y pan tostado. Ataque en boca delicado y sedoso, con notas afrutadas y taninos maduros y delicados. Paladar persistente y muy sedoso gracias a la madurez de sus taninos. Final aterciopelado y equilibrado.

  • Cosecha 2009

    • 76% Merlot
    • 24% Cabernet Franc

    A pesar de un inicio de temporada vitícola complicado por la persistente humedad, el buen tiempo llegó para quedarse desde los últimos días del mes de junio. Prevalecieron entonces los días calurosos y secos que igualmente alternaron con días lluviosos en julio, agosto y septiembre y que evitaron el déficit de precipitaciones. Los días calurosos y las noches frescas favorecieron la lenta maduración de las bayas.
    Las parras de Merlot fueron generosas y sus frutos hicieron gala de una madurez y de grados alcohólicos bastante inusuales. Por su parte, las bayas de Cabernet mantuvieron su reducido tamaño y piel gruesa, lo que si bien tuvo incidencia en el volumen de la cosecha, resultó muy positivo para la calidad, la madurez y la expresión de los taninos.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Color oscuro, denso y profundo con reflejos púrpura. Nariz fina y fresca, con predominio frutal (frambuesa y grosellas negras) y sutiles y elegantes toques de moka y café. Boca amplia, con notas afrutadas y taninos delicados. Paladar persistente, firme y aterciopelado gracias a la madurez de sus taninos. El final deja una sensación de cremosa amplitud.

  • Cosecha 2008

    • 100% Merlot

    Luego de una primavera gris y muy lluviosa que desembocó en una floración tardía y cargada de complicaciones (grave corrimiento que redundó en rendimientos exiguos de 27 hl/ha), el mes de julio presentó días secos y soleados. En agosto predominó la nubosidad, lo que permitió conservar las notas frescas. Septiembre y octubre trajeron consigo condiciones climáticas ideales para la maduración de las uvas.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Color intenso y profundo. Nariz franca, directa y afrutada, con gran expresión de terroir en este varietal 100% Merlot. Boca untuosa, expresiva y sensual, con notas frescas de frutos negros. Largo final con taninos profundos, suaves y equilibrados.

  • Cosecha 2007

    • 100% Merlot

    Después de un invierno frío y húmedo, las temperaturas elevadas de marzo y abril favorecieron el inicio del ciclo vegetativo. Luego, un largo periodo nuboso, templado y sin excesos se mantuvo hasta agosto, lo que hizo necesario redoblar la vigilancia técnica. El buen tiempo se estabilizó a principios de septiembre y terminó por favorecer la adecuada y tranquila maduración de la uva. Esta cosecha se caracteriza por un año de 13 lunas y por un ciclo vegetativo más largo de lo normal.

     

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Nariz madura y expresiva, cargada de notas de Merlot. Boca inicialmente apretada que luego da paso a un cuerpo generoso marcado por notas embriagadoras. Gran vino que invita a disfrutarlo copa tras copa.

  • Cosecha 2006

    • 87 % Merlot
    • 13 % Cabernet Franc

    Las espléndidas condiciones registradas durante la primavera y el verano más bien fresco dieron origen a uvas muy maduras repletas de frescura. El sol volvió a brillar a comienzos de septiembre, asegurando una perfecta madurez fenólica.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Apariencia densa y de color profundo. Nariz cargada de intensos frutos rojos, grosellas negras y moras que destacan sobre un fondo levemente especiado. Paladar sedoso, equilibrado y de taninos sutiles que da paso a un final de gran suavidad. En el retrogusto aparecen notas de cereza. Vino de gran cuerpo, muy prometedor.

  • Cosecha 2005

    • 85 % Merlot
    • 15 % Cabernet Franc

    La cosecha 2005 creció bajo condiciones meteorológicas casi nunca antes vistas. Una primavera moderada y las frescas temperaturas del mes de junio hicieron posible que los frutos desarrollaran todo su potencial, reservando a los meses de verano el privilegio de aportar una riqueza de azúcares y polifenoles verdaderamente excepcional.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Nariz delicada y firme, con notas de cerezas negras y moka. Ataque en boca complejo, denso y untuoso, con taninos sedosos y de gran complejidad aromática. Suave final cargado de frutos negros de hueso.

  • Cosecha 2004

    • 73 % Merlot
    • 27 % Cabernet Franc

    Cosecha marcada por un invierno medianamente lluvioso, una primavera de precipitaciones generosas, un verano seco y fresco y, finalmente, un mes de septiembre ideal para una madurez fenólica digna de destacar. Las primeras catas revelan un vino fresco, intenso y afrutado, con notas especiadas y ligeramente mentoladas.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Ataque en boca redondo y suave, con taninos maduros, expresivos y muy logrados. Final aterciopelado con leves toques de tostado.

  • Cosecha 2003

    • 75 % Merlot
    • 25 % Cabernet Franc

    Cosecha marcada por los grandes y excepcionales calores de la primera quincena de agosto, donde las altas temperaturas – sobre 40 °C – y las escasas precipitaciones se mantuvieron a lo largo de todo el ciclo vegetativo.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Vino elegante y equilibrado, con notas de trufas y avellanas. Taninos suaves y sabrosos con un fresco final.

  • Cosecha 2002

    • 75 % Merlot
    • 25 % Cabernet Franc

    Año de contrastes meteorológicos, con largos periodos en que las condiciones no salían del promedio. Sin embargo estas se tornaron ideales conforme se aproximaba la madurez. Por fortuna, el verano más bien fresco fue sucedido por un magnífico mes de septiembre asoleado y sin lluvias, acelerándose con ello la madurez. Las vendimias tuvieron lugar entre el 25 de septiembre y el 4 de octubre bajo cielo despejado y sin una sola gota de lluvia.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Color oscuro con reflejos violeta. En nariz las notas de madera dan rápidamente paso a una veta afrutada. Ataque graso de fina estructura tánica muy bien integrada. Final prolongado y marcada frescura de grosellas negras.

  • Cosecha 2001

    • 67 % Merlot
    • 33 % Cabernet Franc

    El año 2001 sorprendió a todos por la duración poco habitual del ciclo vegetativo, lo que retrasó la vendimia a pesar de una floración totalmente normal. Se hizo necesario armarse de mucha paciencia y estar atento a la completa maduración de los racimos. Las vendimias se llevaron a cabo entre el 25 de septiembre y el 9 de octubre bajo cielo despejado.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Color profundo. En nariz, el tostado inicial da paso a notas de grosellas negras y frutos de hueso. En boca, el ataque evoluciona rápidamente hacia una estructura tánica firme y equilibrada. Final afrutado que combina a la perfección con la madera.

  • Cosecha 2000

    • 85 % Merlot
    • 15 % Cabernet Franc

    Un mes de agosto muy caluroso permitió cerrar el siglo con vendimias precoces. La cosecha de Merlot se inició el 15 de septiembre en tanto que la de Cabernet Franc el 27 de octubre, ambas bajo condiciones favorables. Una excelente madurez hizo posible la obtención de un Blason 2000  que se enmarca perfectamente en la línea del Château.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    De color negro, nariz expresiva y paladar largo y consistente.

  • Cosecha 1999

    El Merlot alcanzó a madurar antes de la llegada de las lluvias, a diferencia de los Cabernet Franc, que debieron sufrir las precipitaciones de finales de septiembre. Si bien Blason 1999 posee una mayor proporción de Cabernet, es menos denso que el Château, aunque presenta una notable estructura que aún precisa envejecer.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    De color intenso, nariz profunda dominada por el terroir y paladar complejo.

  • Cosecha 1998

    Si bien la floración homogénea, las altas temperaturas veraniegas y algunas lluvias muy bienvenidas a comienzos de septiembre auguraban una añada espléndida, la cosecha se vio afectada por las precipitaciones registradas durante la vendimia. El Merlot, una vez más, alcanzó a esquivar el grueso de las lluvias.

    Notas de cata (al momento del embotellado)

    Blason 1998 presenta un aspecto más bien opaco, una nariz expresiva, un ataque en boca potente y un final prolongado.